Recetas y Blog

Bodegon

Arándanos, propiedades y beneficios

Arándanos, propiedades y beneficios

En Cantabría tenemos la suerte de que las plantaciones de cultivo de arándanos ecológicos hayan aumentado de forma considerable en los últimos años, lo que nos permite comprar arándanos frescos a buen precio

Griegos, romanos, las tribus indígenas del norte de américa,... los arándanos se vienen utilizando desde la antiguedad para prevenir y tratar las enfermedades relacionadas con las vías urinarias. 

Debido a un componente que contiene, aumenta la acidez de la orina y no permite que se desarrollen las bacterias en este medio, resultando efectivo para evitar la inflamación de la vejiga urinaria, para prevenir la cistitis, para los problemas de riñones, para los problemas de próstata, uretra y para todos los problemas asociados con el tracto urinario en general.
 
Propiedades del Arándano
Los arándanos son frutos del bosque que contienen muy pocos azúcares, y son ricos en antioxidantes y flavonoides. Entre las propiedades que posee, destacan las siguientes:

Astringentes y antidiarreicas. Los arándonos son ricos en componentes que nos ayudarán a detener el crecimiento de bacterias, y tratar dolencias en el aparato digestivo tales como la diarrea, las malas digestiones, las inflamaciones intestinales o la gastroenteritis. Además, gracias a sus efectos astringentes se favorece la cicatrización.

Tónicas y gastroprotectivas, que nos ayudan a facilitar la digestión y eliminar la pesadez de estómago.

Antisépticas, que impiden a las bacterias asentarse en las células epiteliares del tracto urinario, por lo que previenen la infección. También acidifican la orina y evitan la proliferación de patógenos y la formación de cálculos de fosfato cálcico.

Hipoglucemiantes, recomendables en personas con diabetes de tipo II, ya que previene los trastornos visuales asociados a esta enfermedad.

Antioxidantes, que ayudan a neutralizar la acción de los radicales libres que son nocivos para el organismo, previniendo la aparición de enfermedades como el cáncer y enfermedades del corazón.

Beneficios del Arándano
Los beneficios del arándano se concentran en su poder antioxidante, ayudándonos a prevenir enfermedades como el cáncer y las enfermedades cardiovasculares, y su poder antiadherente, que hace que las bacterias dañinas para nuestro organismo, como el Helicobacter pylori entre otras, no se adhieran a las paredes del aparato gastrointestinal. De esta forma ayudan a evitar su proliferación y por lo tanto el daño a nuestro cuerpo.

Este poder nos ayuda en dos partes del cuerpo, en la zona gastrointestinal y en las vías urinarias, teniendo una duración aproximada de ocho horas, por lo que para estar protegidos debemos tomarlo por la mañana y por la noche.

Además, el arándano contiene vitamina P, utilizada en problemas de circulación y en afecciones vasculares del ojo.

Para qué sirve el Arándano

El fruto del arándano tiene la capacidad de proteger y fortalecer las paredes de los pequeños vasos sanguíneos conocidos como capilares, por lo que es útil en el tratamiento y la prevención de venas varicosas, varices, flebitis y hemorroides, al igual que en la prevención de problemas de la visión causados por la ruptura de pequeños vasos sanguíneos en los ojos.

Un efecto que ha recibido mucha atención en años recientes es el de ayudar a prevenir la pérdida de visión a causa de la degeneración de la retina que se produce con gran frecuencia en personas de edades avanzadas. En otros estudios se ha encontrado que la combinación de arándano con vitamina E es muy eficaz para prevenir y para frenar el avance de las cataratas.

El arándano contiene, además, unas sustancias conocidas como antocianidinas que ayudan a fortalecer el colágeno. El colágeno es una proteina que es parte importante de los ligamentos, tendones y el cartílago. Las antocianidinas también combaten los estados inflamatorios y tienen importantes propiedades antioxidantes. Estas propiedades hacen al arándano útil en el tratamiento de enfermedades inflamatorias de las articulaciones y de las encías, como la artritis y la artrosis.

Las hojas del arándano contienen sustancias que reducen el contenido de glucosa en la sangre, por lo que productos derivados de estas son usados por personas diabéticas para reducir su necesidad de medicamentos orales o de insulina, pero algunos naturópatas e investigadores señalan que este efecto de las hojas de arándano solo se consigue interfiriendo con un proceso normal del hígado, por lo que no es recomendable su uso durante tiempo prolongado. El consumo del fruto del arándano, por el contrario, sí es recomendable por su efecto protector sobre los capilares, que es de inestimable ayuda para prevenir muchas de las complicaciones de la diabetes.

Actúa sobre la zona gastrointestinal, ya que el aparato digestivo empieza por la boca evitando la proliferación de bacterias en ésta, previniendo la placa dental, principal causa de gingivitis y caries. Siguiendo con el tubo digestivo, también ayuda a evitar las úlceras estomacales.

Para infecciones de las vías urinarias, cada vez más comunes y en muchos casos recurrentes. Esta enfermedad en la mayoría de los casos es provocada por la Escherichia coli. De hecho casi la mitad de las mujeres experimenta una infección urinaria, como la cistitis, por lo menos una vez en su vida. El arándano ayuda a prevenir las infecciones urinarias gracias a su poder antiadherente.

En nuestra sección de ofertas tenemos arándanos en bandejas 125 gr por 2,5€ y 500 gr por 8€. 

Fuentes: misremedios.com y botanical-online.com 

COMENTARIOS (0)

Deja tu comentario

 Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.  Puede cambiar la configuración u obtener más información aqui Si continua navegando, consideramos que acepta su uso

 Desarrollado por:Núbice | www.nubice.com